ÚLTIMAS PUBLICACIONES

La importancia de la limpieza y cuidado regular de los canalones

La importancia de la limpieza y cuidado regular de los canalones

Mantén tus canalones al punto

Cuando pensamos en el mantenimiento de nuestro hogar, a menudo los canalones son una de las partes que pasan desapercibidas.

Sin embargo, los canalones desempeñan un papel fundamental en la protección de tu hogar contra los elementos. Su función principal es dirigir el agua de lluvia y el deshielo lejos de la estructura de la casa y su fundación. Si los canalones no están en buen estado o están obstruidos, pueden dar lugar a una serie de problemas que pueden ser costosos de reparar.

En este artículo, Todo Cubiertas Fernández, empresa de reparación de tejados en Asturias, explica la importancia de la limpieza y el cuidado regular de los canalones y cómo mantenerlos en óptimas condiciones.


¿Cuál es la función de los canalones?

Los canalones son esenciales para el sistema de drenaje de tu hogar. Durante una lluvia intensa o el deshielo, recogen el agua de los tejados, las superficies y la guían hacia los bajantes y desagües, alejándola de las paredes y cimientos de la casa. Esta función ayuda a prevenir daños estructurales, filtraciones en techos y paredes, y erosión del terreno alrededor de la casa.


Los riesgos de canalones obstruidos

Según, los expertos en la reparación de tejados en Avilés, con el tiempo, los canalones pueden acumular una variedad de residuos, como hojas, ramas, polvo y suciedad. Estos desechos pueden obstruir los canalones y dificultar el flujo adecuado del agua.

Cuando los canalones están obstruidos, el agua puede desbordarse y acumularse en lugares no deseados, como el techo, las paredes y los cimientos. Esto puede resultar en daños estructurales, filtraciones y problemas de humedad en el interior de tu hogar.

Los riesgos de canalones obstruidos


Beneficios de la limpieza regular de canalones

Mantener tus canalones limpios y libres de obstrucciones es crucial para prevenir problemas a largo plazo.

 Algunos de los beneficios de la limpieza regular de canalones incluyen:

  • Prevención de daños: al evitar que el agua se acumule y desborde, proteges tus techos, paredes y cimientos de daños costosos y potencialmente irreparables.
  • Mantenimiento de la eficiencia: los canalones limpios aseguran que el agua fluya de manera eficiente, evitando que se acumule y forme charcos en el tejado o el suelo.
  • Prevención de moho y humedad: el agua acumulada en canalones obstruidos puede filtrarse en el interior de tu hogar, creando condiciones propicias para el crecimiento de moho y la proliferación de la humedad.
  • Mayor vida útil: mantener tus canalones limpios y en buen estado puede prolongar su vida útil, evitando la corrosión y otros tipos de daños.
  • Cuidado de la estética: los canalones sucios y obstruidos pueden verse antiestéticos y afectar la apariencia general de tu hogar.

¿Cuál es la frecuencia recomendada para la limpieza de canalones?

La frecuencia con la que debes limpiar tus canalones puede variar según tu ubicación, el tipo de árboles cercanos y las condiciones climáticas.

En general, se recomienda realizar la limpieza al menos dos veces al año:

  • Una vez en primavera después de la caída de hojas y polen
  • Y otra en otoño antes de la llegada de las lluvias y el deshielo.

Sin embargo, en áreas con mayor acumulación de hojas u otras obstrucciones, es posible que debas hacerlo con más frecuencia.


La importancia de la seguridad

La limpieza de canalones puede ser una tarea peligrosa, especialmente si tu hogar tiene varias plantas o tejados inclinados. Subir una escalera para alcanzar los canalones puede ser riesgoso.

Si no te sientes cómodo realizando esta tarea por ti mismo, considera contratar a una empresa de reparación de tejados en Torrelavega con experiencia en limpieza de canalones. Ellos cuentan con las herramientas adecuadas y el conocimiento para hacer el trabajo de manera segura y eficiente.

La importancia de la seguridad


Pasos esenciales para una limpieza efectiva de canalones

La limpieza regular de canalones es crucial para mantener el buen funcionamiento de tu sistema de drenaje y prevenir problemas a largo plazo. Si te sientes cómodo realizando esta tarea por ti mismo, aquí tienes los pasos esenciales que debes seguir para llevar a cabo una limpieza efectiva de canalones:

Herramientas y materiales necesarios:

  • Escalera estable
  • Guantes de trabajo
  • Cubo o bolsa para recolectar desechos
  • Manguera de jardín con boquilla de alta presión
  • Cepillo de cerdas duras
  • Raspador o cuchara para retirar obstrucciones pegadas
  • Gafas de seguridad.

Paso 1: preparación y seguridad

Asegúrate de contar con todos los materiales y herramientas necesarios antes de comenzar. Coloca la escalera de manera estable y segura en un área nivelada. Ponte guantes de trabajo para proteger tus manos de desechos y suciedad. Si trabajas en áreas elevadas, considera usar gafas de seguridad para proteger tus ojos.


Paso 2: retirada de desechos a mano

Usando la escalera, accede a los canalones y comienza a retirar los desechos acumulados a mano. Esto incluye hojas, ramas, suciedad y cualquier otro material que obstruya el flujo del agua. Coloca los desechos en un cubo o bolsa para su posterior eliminación. Trabaja en secciones pequeñas para evitar sobrecargarte y mantener el equilibrio en la escalera.


Paso 3: aclara con agua

Una vez que hayas retirado la mayoría de los desechos a mano, usa la manguera de jardín con la boquilla de alta presión para aclarar los canalones. Comienza en el extremo más alejado de los bajantes y dirige el agua hacia ellos. Esto ayudará a eliminar los residuos más pequeños que puedan haber quedado en los canalones.


Paso 4: limpieza de obstrucciones persistentes

Si encuentras obstrucciones pegadas o difíciles de quitar, usa un raspador o una cuchara para aflojarlas y eliminarlas. Ten cuidado al hacerlo para no dañar los canalones ni la superficie del techo.


Paso 5: limpieza del desagüe y bajantes

No te olvides de limpiar también los desagües y los bajantes. Asegúrate de que el agua fluya libremente a través de ellos. Si es necesario, utiliza la manguera para aclarar y eliminar cualquier acumulación de suciedad.


Paso 6: inspección final

Después de limpiar los canalones, realiza una inspección final para asegurarte de que estén completamente libres de obstrucciones y funcionando correctamente. Verifica que el agua fluya de manera uniforme y que no haya goteras ni daños visibles en los canalones.


Paso 7: mantenimiento regular

Una vez que hayas completado la limpieza, considera establecer un calendario de mantenimiento regular para prevenir la acumulación excesiva de desechos en el futuro. Dependiendo de tu ubicación y el tipo de árboles cercanos, es posible que necesites limpiar los canalones al menos dos veces al año, en primavera y otoño.

4.9/5 - (54 votos)
Portal limpiezas

Equipo de editores y correctores de contenido de PORTAL LIMPIEZAS. Contenidos redactados por profesionales con alto valor informativo de acceso público y gratuito.

    Deja tu comentario

    Tu correo electrónico no será publicado.*

    quince − doce =

    PORTAL LIMPIEZAS utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario.
    Si continúas navegando das tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de la política de cookies, pincha el enlace para mayor información. ACEPTAR

    Aviso de cookies